Llevar una dieta equilibrada es importante en todas las etapas de nuestra vida, sin embargo con el paso del tiempo se convierte en una preocupación que se intensifica durante el embarazo, debido a que en esta etapa comer sano influye de forma positiva tanto en la salud de la madre como en la del bebé.

Es por esto que la rutina alimentaria debe adaptarse a las nuevas necesidades aportando todos los nutrientes en la cantidad adecuada, ya que la nutrición de la futura mamá es clave para tener un embarazo saludable. La mejor dieta en el embarazo debe ser  variada y completa, con alimentos que aporten nutrientes de calidad. Quedando de lado todos aquellos mitos que comúnmente habrás escuchado, como por ejemplo: ¡debes comer el doble! o ¡debes comer más durante esta etapa!

Según nuestra especialista Energikmom, es importante llevar una dieta balanceada y natural, que le aporte tanto a la mamá como al bebé, todos los nutrientes y minerales necesarios para su adecuado desarrollo.

En cuanto a todos los comentarios y mitos que se tienen sobre aumentar las cantidades y porciones de comida, ella nos asegura que:

“Como promotora de salud, debo decirles que ¡todo eso es falso! La cantidad de calorías que se deben consumir al día, así como las libras que debes aumentar para llevar una gestación saludable, te lo debe indicar un especialista, ya que todo depende del peso que tenías antes de quedar embarazada y de la cantidad de actividad física que estás realizando”.

Es importante destacar que en esta etapa los nutrientes que no pueden faltar son el calcio, para un adecuado desarrollo óseo, el hierro para la formación de los glóbulos rojos, el ácido fólico para prevenir defectos congénitos, el yodo y el omega 3 para un mejor desarrollo cerebral y cognitivo.

Por otro lado, Energikmom también nos recomienda consumir lo siguientes alimentos, durante el embarazo:

  • Vegetales verdes: están cargados de vitamina A, C y K tan importante como el folato o ácido fólico.
  • Carbohidratos: le dan energía a tu bebé para su desarrollo y a la mamá para sus actividades diarias.
  • Granos: son altos en proteína y fibra, la cual ayudará a evitar problemas gastrointestinales que pueden causarte estreñimiento.
  • Ácidos Grasos, Omega 3: presentes en el salmón y frutos secos. Te ayudarán a controlar tu presión sanguínea y son esenciales para el desarrollo cerebral del bebé.
  • Huevo: económicos y muy versátiles. Están cargados de más de 12 vitaminas, minerales y de proteína de gran calidad, que es esencial en esta etapa, ya que cada célula del bebé se estará formando a base de ellas.

“Siempre trata de evitar productos muy procesados, cargados de sodio, químicos y conservantes, así como snacks empacados, sodas y comida chatarra; ya que te llenarán de calorías vacías, que no te aportan ningún beneficio y corres el riesgo de aumentar de peso, más allá de los estándares saludables. Además perjudicas tu salud y la del bebé en formación”.

También debes tener en cuenta que el consumo de agua es muy esencial en el embarazo, así como de otros líquidos que pueden ser jugos o zumos de fruta naturales, para mantener una hidratación adecuada. Esto facilita la digestión, la eliminación de toxinas y ayuda a aliviar las principales molestias del embarazo como el dolor de cabeza, el estreñimiento y la retención de líquidos.

Desde Nutrición Práctica y Saludable te mencionamos un desayuno ideal durante el embarazo. ¡Toma nota y hazlo parte de tu rutina!

Desayuno:

  • 1 vaso de jugo natural de naranja, pomelo o toronja.
  • 1 taza de leche semidescremada o descremada.
  • 2 rebanadas de pan integral o centeno.
  • 2 cucharaditas de margarina o mantequilla.
  • 4 cucharaditas de miel o mermelada.

En el desayuno no deben faltar los azúcares simples, que se encuentran en la leche, la miel, la fruta y la mermelada. Esta clase de azúcares se asimilan rápidamente. Además, la primera comida del día debe incluir pan o un trozo de bizcocho, ya que, al contener almidón, proporcionan una reserva de energía que se quema con más tiempo. Estos alimentos se pueden acompañar con yogur y cereal, que representan un concentrado de energía.

Recuerda que siempre es importante que acudas a un especialista en materia de alimentación y más aún en esta nueva etapa de vida. Además te recomendamos mantener hábitos saludables donde incorpores rutinas de ejercicios o actividad física que te permitan mantener una armonía y equilibrio en cuanto a salud y bienestar.

Si quieres conocer más consejos sobre cómo mantenerte saludable y tener una buena alimentación durante y después del embarazo, ingresa a la web de nuestra aliada: www.energikmom.com

(Visited 221 times, 1 visits today)
Escrito por Nutripractico
FacebookTwitterPinterestGoogle +Stumbleupon